Soy un escritor regiomontano con gusto por la historia regional, orgullosamente #SoyNorestense

Cumpliéndole a nuestros viejos, seguimiento

Como dijo Mamibeba: “Pobre del que no llegó a viejo”.

Llegar a viejo, tener un viejo, es una bendición. Hay que aquilatarla procurándoles una vida digna y dándoles atención.

Por más cambios tecnológicos, ellos saben más que nosotros. No sabrán dar de alta una aplicación en el teléfono, pero sabrán de enfrentarse a la vida, de hacerse camino para hacerse fregones, darle importancia a lo importante. ¿Qué vale más?

Yo soy el responsable de mí.

Más
artículos